Eventos

Expoagro: la reactivación se mostró en el campo

La exposición que se realizó en San Nicolás marcó el regreso a la presencialidad de las muestras y exhibió en el terreno los signos de la recuperación económica.

Sábado 12 de Marzo de 2022

La realidad mata a la grieta. Después de dos años volvió en forma presencial Expoagro, una de las muestras a campo más importantes del país. Y probó en el terreno que el crecimiento del 10,3% de la economía no está sólo en las estadísticas. El regreso fue en un clima de efervescencia tanto por los negocios pactados como por las inversiones previstas.

Los ministros de Agricultura, Julián Domínguez, y de Interior, Eduardo Wado de Pedro, junto al gobernador bonaerense, Axel Kicillof, participaron de la inauguración y recorrieron con comodidad un campo que suele ser más fértil para la oposición. Pero los números mandan. Más de 600 expositores de maquinaria agrícola, autos, bienes de capital diversos, tecnología, servicios financieros y comerciales aspiraban a superar los u$s 1.300 millones en transacciones durante los días de la muestra.

“Expoagro tiene expectativas sin límites para los negocios del sector en todo este año”, celebró Domínguez. De Pedro completó: “Casi todas las empresas que visité tienen comprometidas las ventas ya para todo el 2022”.

La muestra tuvo a la estatal YPF Agro como principal sponsor y al Banco Nación como estrella del financiamiento. La entidad que preside Eduardo Hecker fue clave para la vuelta del crédito productivo. En dos años otorgó $ 1,2 billón en créditos a la producción, de los cuales $ 320 mil millones fueron para el agro. En el primer día de exposición lanzó créditos a tasa cero durante un año. A minutos de eso, el stand hervía de consultas.

>> Leer más: Los bancos, con ofertas variadas para apalancar inversiones

Los buenos precios internacionales y el clima que acompañó durante buena parte del año pasado traccionaron la demanda de los productores agropecuarios. Pero las políticas crediticias a tasas por debajo de la inflación apalancaron la inversión que acompañó este fenómeno. Según el Indec, la producción de equipos agrícolas tuvo un crecimiento de 44,1% en 2020 y de 50,6% en 2021.

>> Leer más: Financiamiento y tecnología, los factores que incidieron en las decisiones de compra en Expoagro

Orlando Castellani, titular de la fábrica de remolques Ombú y presidente de la Asociación de Industriales Metalúrgicos de la República Argentina (Adimra) subrayó que “las líneas de crédito accesibles para el productor ayudaron mucho a la reactivación de la industria de la maquinaria agrícola”.

Martín Pirro, gerente de marketing de la fábrica de sembradoras Crucianelli, dijo que “el crédito sigue fluyendo” y que “la inercia” del crecimiento de los años últimos años seguirá en 2021. La firma líder en ventas del mercado produjo unas 750 unidades el año pasado. En 2022 esperan superar esa cifra y sigue en marcha el plan de inversión 2030, que busca llevar a la empresa al top 5 mundial. Como parte de ese programa, lleva adelante un ambicioso proyecto para construir un parque industrial en las 30 hectáreas aledañas a la planta de Armstrong.

“Hay una aceleración importante de la toma de créditos, la línea a tasas subsidiadas acordada con el Banco Nación ya entregó $6 mil millones y se toma para inversiones productivas, construcción naves industriales, incorporación de tecnología”, explicó el ministro de Producción de la provincia, Daniel Costamagna.

El acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) encuentra consenso, en general, en el sector. Pero trae bajo el poncho una política monetaria más restrictiva que impulsa la suba de la tasa de interés. Costamagna reconoció que la tasa del 17% a la que llegaba el programa Santa Fe de Pie tras el subsidio de ocho puntos, ahora se fue al 22%. “Pero igual siguen siendo tasas en pesos sobre saldos que siguen siendo muy interesantes y la realidad lo muestra”, aclaró.

En sintonía se expresó Hecker, el titular del Banco Nación. “Las tasas van a ser un poco más altas si se las compara con lo que viene ocurriendo pero serán accesibles y nosotros tendremos las más bajas del mercado”, dijo. Y Castellani, de Ombú, sumó: “Este gobierno nacional apuesta a salir de la crisis con el crecimiento y estamos seguros que, más allá del acuerdo con el FMI, asegurarán tasas accesibles para que sigan estos niveles de inversión que se han generalizado a toda la industria”.

Por el pico de coronavirus de enero y factores estacionales, el índice de producción industrial que mide el Indec reflejó que la actividad fabril sufrió a comienzos del año la primera caída en 14 meses. Costamagna, titular de la cartera productiva provincial, señaló que “no hay ninguna señal de que el proceso de reactivación productiva se esté amesentando”.

>> Leer más: Santa Fe acercó el potencial de las agtech

Incluso, señaló que, pese al impacto de la sequía sobre los cultivos tempranos de soja y maíz, la producción agrícola se está recuperando. En el marco de la emergencia agropecuaria se recibieron sólo 700 pedidos de asistencia en Santa Fe. Tal es así que, junto al Ministerio de Agricultura de la Nación, la provincia analiza volcar parte del apoyo financiero disponible a nivel nacional a la creación de fondos rotatorios que permitan volcarse a trabajos preventivos en las zonas que fueron afectadas por fenómenos climáticos.

En el terreno

El agro cosechó más de 120 millones de toneladas en la campaña 20/21 y entró en el ciclo 2021/22 con un volumen récord de trigo pero con una gruesa golpeada por la falta de lluvias en el inicio del verano. Un panorama que comienza a cambiar pero que ya hizo sentir su impacto en los cultivos sembrados tempranamente. A pesar de esto, y como consecuencia de la fuerte suba de los precios internacionales, las exportaciones agrícolas superarían este año los u$s 40.000 millones, según estimó la Bolsa de Cereales de Buenos Aires.

Pero este escenario, incentivado por los vaivenes del clima, las políticas monetarias de los países centrales en la pandemia y ahora el conflicto bélico en el Mar Negro, tienen su contracara en la feroz suba de los precios de la energía y los fertilizantes. Los economistas de la Bolsa de Comercio de Rosario registraron subas de u$s 200 por tonelada de urea entre el viernes y el lunes pasado. “Hace meses el mercado de commodities se ve sacudido por una serie de eventos extraordinarios: sequía en Sudamérica, convulsión en el mercado de insumos, el conflicto armado entre Rusia y Ucrania, la renegociación de la deuda con el FMI, la creación de los fideicomisos de productos agroindustriales, el acceso al mercado de cambios para la importación de fertilizantes, la ley agroindustrial y la concesión de la hidrovía Paraná-Paraguay”, señalaron los referentes del departamento de investigaciones de la entidad, al dar a conocer en la expo las “cinco claves que definirán los resultados del productor argentino en 2022”.

Las y los especialistas de la BCR recordaron que el segundo año consecutivo atravesado por la Niña potenció el descenso de reservas de agua en la mayor parte de la zona núcleo. Si bien el clima comenzó a cambiar en las últimas semanas, el fenómeno podría extenderse hasta mayo o junio. Mientras tanto, la cosecha de soja será la más baja de los últimos 14 años. La variable definitoria para encarar el próximo ciclo es el agua, en un contexto en el que los márgenes netos que se manejan en la zona núcleo “no son los que el productor esperaba”.

Si bien los precios internacionales suben, el volumen de trigo, soja y maíz que efectivamente le resta a Argentina por vender al mundo se encuentra por debajo del año pasado. En el caso de los cereales, ya se vendió el 90% del volumen de equilibrio establecido por el gobierno nacional. Y el principal fertilizante, la urea, se dispara al compás del conflicto. La entidad hizo especial hincapié en la necesidad de que el BCRA asegure los dólares para la importación de ese producto. Medida que no es ajena al acuerdo con el Fondo Monetario.

Reunión de consejeros agrícolas del exterior

Los consejeros agrícolas y representantes de comercio de las embajadas de Brasil, Japón, Australia, Países Bajos, Alemania y España, recorrieron Expoagro 2022 en el marco actividad de intercambio que organiza la Sociedad Rural Argentina (SRA).

“Nos reunimos durante el año con ellos para intercambiar información”, explicó Raúl Andrés Roccatagliata, responsable del área internacional y comercio del Instituto de Estudios Económicos de la SRA, y añadió que generalmente le hacen saber de la situación del agro en nuestro país. “Clima, potencial, producción, comercio, exportación. Un panorama de los distintos sectores”, apuntó.

Durante una reunión, que se realizó en la carpa internacional los representantes extranjeros compartieron visiones y expectativas del complejo escenario global debido a la guerra en Europa.

“Hablamos del impacto que puede tener esta situación en los precios y en los mercados, tanto en los productos como en los insumos que utilizamos”, dijo Roccatagliata. En la misma línea, agregó “la preocupación por las dificultades que supone la importación de fertilizantes en la región, pues casi todo viene de la aquella zona”.

“Detrás de la pandemia, vino esto (la guerra) y nosotros lo que hacemos es actualizar la agenda del agro. Básicamente son países con los que tenemos relación frecuente abordando temas de cooperación y de comercio, facilitando las relaciones comerciales, relaciones de sanidad y acceso a los mercados”, completó Roccatagliata.

Rosgan logró un remate récord en la muestra

El remate de Rosgan en el marco de Expoagro marcó un nivel récord. Se pusieron a subasta 20.000 cabezas, “una cifra muy importante”, señaló Raúl Milano, director ejecutivo del mercado ganadero televisado. “Fue un remate espectacular a pesar de la lluvia, con precios muy arriba de lo que se venía viendo en otros remates”, indicó el directivo. “Esto indica una demanda sólida del invernador tradicional y del feedlotero”, agregó Milano.

En este sentido y como una tendencia el referente de Rosgan señaló que “por primera vez un feedlot operó muy fuerte por encima de los $400 en la compra de terneros destinados seguramente al mercado de Liniers, lo que marca la preferencia creciente por una calidad diferencial”. Otra categoría que se destacó fue la vaca, impulsada por la demanda de China y los frigoríficos que hoy son los que más actúan. También fue muy importante la cantidad de novillo pesado, que indica una recría importante en el país.

>> Leer más: Premio a la innovación agroindustrial santafesina

>> Leer más: La nueva agricultura: datos e inteligencia artificial

>> Leer más: Créditos, tecnología y precisión: las claves del nuevo agro

En esta nota

¿Te gustó la nota?





LAS MAS LEÍDAS